Clínica Dental Miravé

Imagen de la sección

ODONTOPEDIATRÍA

Los niños precisan de una atención especial en cuanto a su dentadura. Para ello contamos con un equipo especializado en ellos y las particularidades de sus dientes para hacer, desde una experiencia amigable y profesional, que tú sólo te ocupes de verlos sonreír con ganas.

En Clínica Dental Miravé contamos con una zona destinada especialmente a los más pequeños con juegos y material audiovisual para que ellos también se sientan como en casa.

Beneficios

  • La primera visita de nuestros hijos al Odontopediatra, debe de ser cuando el niño/a tenga toda la dentición temporal erupcionada ( 2-3 años), no hemos de esperar a que el niño refiera dolor en alguna pieza, ya que la actitud del niño/a frente a la visita será miedosa. Pero si al niño lo traen a la consulta para una revisión, estará relajado y perceptivo para poder estar tranquilo en el sillón dental y no relacionará el ir al dentista con dolor+miedo.
  • Por otro lado el llevar a su hijo/a a los 3 años, es para que el Odontopediatría tras una exploración oral y radiológica puede diagnosticar alguna alteración oral como;
  • • Caries.
  • • Alteraciones del esmalte (Hipoplasias) que requieren una prevención bucodental especificas.
  • • Desarrollo de crecimiento óseo: Se pueden detectar patrones de crecimiento precozmente, para poderlos tratar en el momento correcto.
  • • Detectar malas hábitos dietéticos que pueden alterar la flora bacteriana de la boca del niño y tener un índice de caries elevado ( Biberón/ azucares/ Bollos/ Zumos).
  • • Enseñar cuando y como deben cepillarse los diente ( Pasta / Colutorio)
  • • Hábito de chupete: Es muy importante que el odontopediatría detecte malformaciones óseas (Paladar ojival/ Mordida abierta anterior) por el uso del chupete en niños mayores de 2 años .
  • • Explorar la respiración del niño, si respira por la boca o nariz, ya que podemos diagnosticar que el niño tenga hábito de respirar por la boca, por tener amígdalas atróficas o cornetes de la nariz grandes que impidan al niño poder oxigenar bien por la nariz, ya que puede provocar maloclusiones por no utilizar los músculos de la boca y no estimular el crecimiento óseo y poderlo derivar a su pediatra para valorar tratamiento y posteriomente al logopeda que le hará ejercicios de reeducación para enseñarle a respirar correctamente.
  • • Ejercicios de fonación y lengua, para poder detectar problemas de fonación relacionados con alteración de frenillos, que juntamente con el cirujano maxilofacial y logopeda será corregido. Y por otro lado diagnosticar degluciones atípicas, que pueden provocar deformaciones óseas o estar relacionadas con maloclusiones, que serán tratadas en conjunto por el ortodoncista y el logopeda.